lunes, 12 de julio de 2010

Conoce los Siguientes Ejercicios: El kegel o Cocomordan


Los ejercicios de Kegel o ejercicios de contracción del músculo pubocoxigeno, sirven para fortalecer los músculos pélvicos. En el campo sexual son los ejercicios que hay que practicar para obtener buenos resultados a la hora de conseguir mayor placer sexual.
El éxito de los ejercicios de Kegel depende de la práctica apropiada de la técnica y un disciplinario cumplimiento del programa de ejercicios.
Uno de los métodos consiste en sentarse en al orinar intentar retener el flujo de orina, contrayendo los músculos del piso pélvico. Practicando varias veces la persona puede llegar a conocer el grupo correcto de músculos que hace la contracción. No deben contraerse los músculos del abdomen, caderas o nalgas mientras hace este ejercicio. Sin embargo, esta práctica solo debe utilizarse para localizar los músculos y no como ejercicios, ya que altera el reflejo normal de la micción y podría inducir a una alteración de este mecanismo o a dejar residuo de orina en la vejiga a finalizar la micción.
Es posible fortalecer los músculos del piso pélvico usando un cono vaginal (dispositivo con peso que se inserta en la vagina). Una vez dentro deben tratar de mantener el dispositivo contrayendo los músculos. Si se aprende a realizar los ejercicios antes de dilatar la vagina, se puede observar que la dilatación resulta más fácil. Esto ocurre porque se sabe cuándo están los músculos pélvicos tensos y cuando relajados. Antes de insertar un dedo o cualquier objeto en la vagina, se debe tensar-relajar los músculos. Es más fácil mover el dedo con los músculos relajados. Una vez que se pueda introducir la punta del dedo en la vagina ya se puede practicar a apretarlo con los músculos.
Este tipo de ejercicio médico recomendado para la inconsistencia urinaria, pero que también es recomendado por sexólogos para tener mayor éxito en las relaciones sexuales es también llamado popularmente Cocomordan.
Muchas personas dicen que las mujeres de descendencia africanas, suelen tener facilidad para esta contracción de una forma natural o heredada, sin embargo, sin importar la descendencia étnica, es muy fácil, aunque para muchas les resulte un poco difícil saber identificar el musculo adecuado. Es importante que sepan, que a los hombres también se les indica este tipo de ejercicio, por las mismas razones, y si las parejas pueden contraer este musculo ya sea al unísono o alternando, pues los resultados serán de mayor éxito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada